Kimberly-Clark se compromete a minimizar la crisis mundial del saneamiento para 2030

Revistas de Economía y Negocios en América Central

NegociosResponsabilizaRSE

Kimberly-Clark se compromete a minimizar la crisis mundial del saneamiento para 2030

Tras seis años de liderar la iniciativa global Baños Cambian Vidas, la multinacional refuerza su compromiso de mejorar el acceso al saneamiento en las comunidades más vulnerables de ocho países de América Latina.

Más de 80 millones de personas viven sin saneamiento básico en América Latina. Ante esta realidad, Kimberly-Clark reafirmó su compromiso con la causa al impactar positivamente la vida de 1.000 millones de vidas para 2030 a través de diferentes iniciativas, entre ellas, el programa Baños Cambian Vidas.

El anuncio de la compañía se da en el marco del Día Mundial del Baño, fecha en la que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) celebra la importancia del acceso a un baño digno.

La empresa multinacional declaró sus objetivos de sustentabilidad para la próxima década y el programa Baños Cambian Vidas es, precisamente, una de las iniciativas que transformará esta realidad en las comunidades más vulnerables de la región, al garantizar un mejor futuro para miles de personas. Este programa es parte de su Objetivo N°6  de Desarrollo Sostenible (ODS): brindar agua y saneamiento para todos al 2030.

Estos esfuerzos sociales de la empresa incluyen la alianza estratégica con las ONG Water For People y Plan International, así como con startups que mejorarán el saneamiento en la región.

La iniciativa Baños Cambian Vidas invirtió más de US$1,5 millones en seis años.

Para lograr su misión de liderar al mundo en lo esencial, Kimberly-Clark expandió este proyecto a ocho países, entre ellos, Colombia, Ecuador, Bolivia, Perú, Guatemala, Nicaragua, Honduras y Brasil.

Nuestras marcas ofrecen productos esenciales para el 25% de la población mundial todos los días. Sin embargo, millones de personas aún no tienen acceso a soluciones básicas para tener una calidad mínima de vida. La estrategia de responsabilidad social de Kimberly-Clark incluye objetivos para los próximos 10 años que también se enfocan en promover el bienestar y el programa Baños Cambian Vidas tiene un rol importante para cambiar transformar esta realidad en comunidades vulnerables, señaló Gonzalo Uribe, presidente de Kimberly-Clark para América Latina.

La iniciativa Baños Cambian Vidas invirtió más de US$1,5 millones  en seis años. Desde su lanzamiento en América Latina, el programa ha impactado a más de 270.000 personas en la región que ahora tienen acceso a agua potable y baños dignos; las inversiones del programa incluyen capacitaciones educativas, campañas de promoción y concientización, reparación y mantenimiento de instalaciones y un programa de aceleración para iniciativas independientes que promueven soluciones innovadoras para el tratamiento de aguas residuales.

En Costa Rica, Kimberly-Clark entregó recientemente al Banco de Alimentos 17.000 productos de higiene personal, entre ellos, papel higiénico y toallas femeninas, que beneficiarán a comunidades en condición de vulnerabilidad. Actualmente, esta entidad brinda apoyo a más de 40 mil personas en condiciones de pobreza extrema en Costa Rica.

“Todos merecemos un futuro limpio, sano y digno. En 2020, nos dimos cuenta de la importancia de aplicar buenas prácticas de higiene para el beneficio de nuestra salud y bienestar; saber que muchos países de la región continúan sin acceso al saneamiento básico en tasas de más del 10%, 20% o 30%, nos hace anhelar el cambio y tomar medidas”, comentó Paula Valverde, gerente de marca y líder del programa Baños Cambian Vidas en América Latina.

Redaccion
el autorRedaccion
Vida y Éxito nació en diciembre del 2007 con el objetivo de convertirse en una publicación amena con temas de interés general para toda la familia. Detrás de Vida y Éxito se encuentra un equipo de profesionales con reconocida trayectoria en el mundo empresarial y el periodístico.

Deja una respuesta