• 16 marzo, 2023

El BCE sube los tipos en 0,5 puntos y promete liquidez a la banca si fuera necesario

El BCE sube los tipos en 0,5 puntos y promete liquidez a la banca si fuera necesario

La Comisión Europea descarta contradicción entre los objetivos de garantizar la estabilidad de los precios y la estabilidad financiera.

Mal asunto cuando un banco central tiene que hacer declaraciones para garantizar la liquidez de los bancos que supervisa. Y ese ha sido el menaje principal de la rueda de prensa posterior a la reunión del consejo de gobierno del Banco Central Europeo (BCE), en la que su presidenta, Christine Lagarde, ha repetido en varias ocasiones que no hay contradicción entre los dos objetivos a los que dirige su política monetaria: la estabilidad de los precios y la estabilidad financiera.

Así ha justificado la subida de los tipos de interés un nuevo 0,5%, hasta el 3,5% el tipo principal, a pesar de las turbulencias bancarias de los últimos días con varias quiebras y pánico bursátil en el sector. Su mandato es reducir la inflación, que «prevemos que permanecerá demasiado alta durante demasiado tiempo», y mantiene sus metas en ese apartado con «determinación».

Empieza a ver los resultados de la transmisión de su política monetaria, pero avisa que «todavía nos queda mucho camino que recorrer», dejando así en el aire las posibles próximas subidas de tipos y dando a entender que las habrá, pero sin especificar el calendario. El tipo de interés de las operaciones principales de financiación y los tipos de interés de la facilidad marginal de crédito y de la facilidad de depósito aumentarán hasta el 3,50%, el 3,75% y el 3%, respectivamente.

Sus perspectivas están ahora mismo en una inflación todavía del 5,2% a finales de este año, un 2,9% en 2024 y no ve el problema resuelto, con un 2,1%, hasta 2025. «Las presiones de la inflación subyacente siguen siendo fuertes», ha explicado, y «la incertidumbre está en niveles altos». Ateniéndose a esto, Lagarde asegura que «monitorearemos los mercados muy de cerca», pero «nos atendremos a los datos», aunque también ha reconocido que los datos de los que dispone y sobre los que se ha basado la decisión de subida de tipos están un poco atrasados porque no incorporan las dos crisis de los últimos días.

En cuanto al sector bancario y los posibles problemas de liquidez, la presidenta del BCE ha asegurado que «si se necesita, tenemos una serie de herramientas disponibles que podemos volver a activar, nuestro equipo ha demostrado su creatividad, en caso necesario, para dar una respuesta a la falta de liquidez», aunque está convencida de que no es el caso por ahora. Unas palabras que pronuncia tras una semana de convulsión en el sector financiero mundial con las quiebras de dos entidades americanas (SVB y Signature Bank) y el derrumbe bursátil y de credibilidad de Credit Suisse, ya en Europa.

Lagarde, por lo demás, ha evitado hablar sobre las dos últimas crisis bancarias y se ha limitado a defender que la banca europea es estable, para pasarle después la patata caliente de los detalles a su número dos, Luis de Guindos, que en una reunión con ministros de Finanzas de la UE había dicho previamente que algunos bancos europeos son «vulnerables» a las subidas de tipos, en el contexto de una reunión informativa sobre la exposición del sector europeo a la quiebra de Silicon Valley Bank (SVB) y antes de que las acciones de Credit Suisse se desplomasen el miércoles.

«Los bancos europeos son resilientes, con altas reservas de capital que son mucho más altas que hace quince años, su liquidez es robusta en todos sus componentes, y su exposición a las instituciones afectadas es limitada», expuso el vicepresidente del BCE; una de esas afirmaciones que se pronuncian, aún con convencimiento, sabiendo que pueden llevarse por delante toda una carrera si cualquier día de estos un banco europeo se desploma. «Y déjenme añadir también algo relevante», apuntó además, «que las subidas de los tipos de interés son positivas en términos de márgenes para los bancos europeos».

Sin pistas a futuro

Lagarde ha evitado dar pistas sobre futuras subidas de tipos. Los últimos días han demostrado el peligro que encierra anunciar medidas de política monetaria con demasiada antelación, intentar eliminar las expectativas de los mercado en lugar de entrar al trapo y jugar con ellas. La decisión, en todo caso, ha contado con «una gran mayoría» en el consejo de gobierno. Solo «tres o cuatro» consejeros no estaban de acuerdo, una cifra que ofrece una idea del reducido peso de las ‘palomas’ dentro del gremio de los miembros que consideran que hay que evitar a toda costa repetir los errores de 2008 y la subida de tipos de Jean Claude Trichet y que preferirían medir mejor las subidas para no pasarse de frenada.

El BCE tomará su siguiente decisión el 4 de mayo de acuerdo a las perspectivas de inflación, el desarrollo de la inflación subyacente y el estado de la transmisión de sus medidas de política monetaria. La nueva vuelta de tuerca a los tipos de interés hará un poco más difícil la vida a las familias hipotecadas y a las empresas, pero sobre todo a los gobiernos más endeudados.

Tras conocer esta decisión, la vicepresidenta y ministra española de Trabajo, Yolanda Díaz, declaró desde Rímini (Italia) que «aprovecho para ser muy clara y decirle al BCE que debe abandonar la senda del aumento de los tipos de interés», como si el BCE respondiese a consignas políticas.

Etiquetas: banco central europeo / Christine Lagarde / crisis / Europa / Tasas de interés

Recomendaciones sobre este tema

A la Fed le preocupa bajar las tasas demasiado pronto

A la Fed le preocupa bajar las tasas demasiado pronto

Los funcionarios acordaron "en general" que necesitaban "una mayor confianza" en la caída de la inflación antes de…
Por qué la OCDE señala que aún  se debe mantener la guardia con la inflación

Por qué la OCDE señala que aún se debe mantener la guardia con la inflación

La entidad presentó sus expectativas respecto a cuándo economías como EE. UU. y Europa empezarían a bajar sus…
Air France y KLM conectan Costa Rica con 12 destinos en el Reino Unido

Air France y KLM conectan Costa Rica con 12 destinos en el Reino Unido

Esto lo hace a través de 156 vuelos semanales desde París y Ámsterdam.