Crecimiento económico de EE.UU. agregará hasta 1,7% más a la economía salvadoreña

Revistas de Economía y Negocios en América Central

Negocios

Crecimiento económico de EE.UU. agregará hasta 1,7% más a la economía salvadoreña

Capitolio de Estados Unidos.

El plan de estímulo del Gobierno de Joe Biden tendrá una influencia positiva en la economía salvadoreña, según destacó Fusades. 

El nuevo impulso económico de Estados Unidos para este año podría impactar positivamente en El Salvador y agregar entre un 0,9% y 1,7% a la economía, según señala el más reciente análisis de la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (Fusades).

“El nuevo impulso económico en EUA, posicionado ante el paquete económico del presidente Biden, aprobado recientemente en febrero pasado en el Congreso y el Senado de los EUA, podría impactar e incrementar el crecimiento nacional, entre 0,9% y 1,7% adicionales”, indica la posición institucional del tanque de pensamiento.

Agrega que “las señales de recuperación del mundo y en particular en EUA son favorables para el país. Anteriormente, se preveía una tasa de 3% para Estados Unidos; sin embargo, con los planes previsto, con el paquete de rescate establecido, el crecimiento alcanza hasta en 9%. Con estas nuevas previsiones, EUA volvería a mostrarse como una potencia de crecimiento a nivel mundial”.

Fusades le apuesta al plan de estímulo por 1,9 billones (miles de millones) que el presidente Joe Biden aprobó hace unas semanas y con el cual otorgará pagos directos de US$1.400 dólares a los ciudadanos con rentas menores.

Los beneficiarios de este cheque son las personas cuyo ingreso anual es menos de US$75.000 o presenta una declaración conjunta con su cónyuge y generan una cantidad menor a US$150.000.

“La recuperación de la economía salvadoreña, puede aprovechar las nuevas oportunidades que conllevan una nueva etapa de crecimiento para la nación norteamericana”, señala el documento.

La secretaria del Tesoro de Estados Unidos, Janet Yellen, dijo ayer a medios estadounidenses que aunque la crisis económica causada por la pandemia afectará más a los latinos en Estados Unidos que a otras minorías, serán sus empresas las que liderarán la recuperación.

“Quiero que sepan que tengo confianza en que los emprendedores hispanos podrán liderar la salida de la crisis, sé que los trabajadores hispanos pueden impulsar la recuperación, probablemente incluso de una manera mayor que hace una década, siempre y cuando eliminemos algunos de los obstáculos que hay en el camino”, destacó.

Esta recuperación económica impactará inmediatamente en el envío de remesas, que se ha mantenido como un indicador positivo pese a los efectos del COVID-19 en el país americano.

Según datos del Banco Central de Reserva, el país recibió un total de US$1.022,6 millones en concepto de remesas familiares en los dos primeros meses de 2021, superando en US$150,3 millones al mismo período del año anterior y las remesas recibidas únicamente en febrero de 2021 (US$506,8 millones) son mayores en 13% a las de febrero de 2020.

Las remesas son uno de los ingresos más importantes para los salvadoreños y según Fusades, se mantendrán así para aliviar la economía de los salvadoreños.

Se necesita más crecimiento

Pero pese a que este impulso mejoraría la economía salvadoreña, la institución advierte que esta mejora no revierte la brecha de productividad que el país acumula debido a la pandemia.

Es más, los analistas del departamento económico de Fusades advierten que pese a la recuperación, es probable que el crecimiento esté en un rango de entre -0,6% y 5,1%, con una medición central de 2,2%.

Pero para recuperar el valor que hubiera tenido sin la pandemia, la economía tendría que crecer 12,8% en 2021.

“Únicamente con dicha variación sería posible afirmar que el costo económico de la crisis se superaría rápidamente este año”, señala.

Esta semana el presidente del Banco Central de Reserva, Douglas Rodríguez, estimó que la economía salvadoreña crecerá entre 5% y 6%.

Organismos internacionales especializados también han elaborado proyecciones, y estimaciones alrededor de la tasa de crecimiento. Para 2021, la estimación en la mayoría de casos se ubica más alta que el 2,2% arrojado por el modelo anterior. El Banco Mundial (BM) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) indican una tasa de 4,6%; la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), por su parte, colocó una tasa de 3,5% para 2021.

Sin embargo Fusades advierte que las proyecciones están sujetas a cambios no previstos, o aspectos que no se pueden anticipar; se consideró un intervalo de confianza.

Lo mismo recalcó esta semana el Banco Mundial que advierte que advierte que si bien hay señales de que las economías de la región se están recuperando y hay esperanzas de que este trastorno económico tenga algún resultado positivo, las perspectivas siguen siendo inciertas.

El organismo señala que ve un lento avance en el despliegue de la vacunación en la región y que la inmunidad de rebaño podría alcanzarse solo hasta finales de este año. En El Salvador, los expertos indican que no será sino hasta 2022.

Fuente: ElSalvador.com

Redaccion
el autorRedaccion
Vida y Éxito nació en diciembre del 2007 con el objetivo de convertirse en una publicación amena con temas de interés general para toda la familia. Detrás de Vida y Éxito se encuentra un equipo de profesionales con reconocida trayectoria en el mundo empresarial y el periodístico.

Deja una respuesta