¿Quiere saber que talentos tiene?

Revistas de Economía y Negocios en América Central

DestacadasRecursos HumanosTendencias

¿Quiere saber que talentos tiene?

Tres preguntas le ayudarán a saber que talentos posee

Cuando nos preguntan que talento tenemos, algunas veces nos podemos reponder esa pregunta de forma inmediata. Lo cierto del caso es que no todos tenemos habilidades para hacer de todo, por eso estás tres preguntas le ayudarán a averiguar cuál es su talento, algo muy importante a la hora de buscar trabajo.

¿Qué nos gusta? ¿Qué se nos da bien? ¿Qué valoran los demás de nosotros? según El País, esas son las preguntas que tenemos que hacernos para conocer nuestros talentos en el plano profesional.

¿Qué nos gusta? La pasión es el principal motor para el desarrollo de nuestro potencial. Si no disfrutamos con lo que hacemos, difícilmente destacaremos. La motivación y la pasión son diferentes. Mientras que la primera puede desaparecer un día porque hemos tenido una mala noche o un problema, la pasión es continua en el tiempo y no se daña con circunstancias puntuales.

¿Qué se nos da bien? Nos puede gustar mucho algo, pero para tener talento necesitamos destacar y lograr resultados. Eso requiere esfuerzo, aprendizaje, experimentar, contar con maestros o con referentes. En definitiva, dedicar tiempo y esfuerzo. Picasso lo resumió de una manera magnífica: “La inspiración existe, pero tiene que encontrarte trabajando”.

¿Qué valoran los demás de nosotros? Si estamos hablando del plano profesional, necesitamos convertir nuestras habilidades en resultados. Nos puede apasionar nuestro trabajo, podemos dedicarle tiempo y esfuerzo, pero si no interesa a los demás, difícilmente será considerado un talento. Como explicamos antes, no estamos hablando de esos genios a los que se les reconoce su valía después de su muerte, sino de la mayoría de las personas, que necesitan que una empresa o un cliente estén dispuestos a pagarles por su trabajo.

Las tres preguntas le ayudarán a conocer sus habilidades.

Si no se dan las tres condiciones anteriores es complicado que una persona tenga un talento reconocido y que perdure en el tiempo. Si una de las respuestas no se corresponde con las otras dos, surgen los problemas. Por ejemplo, si lo que hace le entusiasma y se le da bien, pero realmente no hay nadie dispuesto a valorarlo, es una afición. Disfrutará y le entretendrá, pero difícilmente podrá ganarse la vida con eso. Este es el motivo por el que muchos emprendedores fracasan. Se rodean de amigos que le animan, pero no tienen el termómetro de lo que necesita realmente el mercado.

Fuente: El País

Redaccion
el autorRedaccion
Vida y Éxito nació en diciembre del 2007 con el objetivo de convertirse en una publicación amena con temas de interés general para toda la familia. Detrás de Vida y Éxito se encuentra un equipo de profesionales con reconocida trayectoria en el mundo empresarial y el periodístico.

Leave a Reply